La divinidad del caos

  Llevaba conmigo una mirada perdida Un alma insípida, un corazón sin latidos La brevedad de la inspiración La brevedad de los momentos Todo parecía efímero Todo lo que tocaba y llegaba a mí se  escurría por entre mis dedos Me aferraba a  la inspiración momentánea que el viento dejaba regada en mí, conforme rozaba... Leer más →

WordPress.com.

Subir ↑